Show Mobile Navigation

miércoles, 27 de septiembre de 2017

Los Comics ya no son una categoría minoritaria

Marisa Blanco - 11:45
Hoy en día el que no va al cine a ver una película de Iron Man, Superman, Batman, Wonder Woman, Guardianes de la Galaxia, Star Wars o Deadpool es un bicho raro. Te pueden gustar más o menos, pero la industria del cine ha visto un filón de ingresos y ya ha dejado muy claro que no va a renunciar a esta porción de tarta.

Y es que gran parte de la culpa de que los cómics ya no sean una forma literaria destinada a las minorías es que Hollywood está invirtiendo enormes cantidades de dinero en producciones basadas en cómics. Proyectos tan grandes que se planean con varios años de antelación y que graban como parte de una extensa red de proyectos que se promocionan unos a otros y enganchan a los espectadores cual trampa de marketing.

Incluso si visitamos una gran superficie como FNAC, El Corte Inglés o Carrefour veremos como el espacio destinado a cómics se ha multiplicado por 10 en los últimos 2 o 3 años, se ha convertido en una de las formas de ocio joven preferidas por nuestra generación.


Las adapataciones de los comics salvan a Hollywood

Pueden gustarte los cómics o no, pero lo que nadie puede negar es que las adaptaciones de cómics está salvando la facturación de la industria del cine. Si analizamos la taquilla de los últimos 5 años podremos observar como los estrenos que más dinero recaudan son las franquicias de super héroes.

Estamos hablando de que por ejemplo en 2016 4 de las 10 películas más taquilleras son una adaptación de cómic, porcentaje que se iguala en 2017 cuando aún faltan 3 meses y medio para que acabe el año.

El atractivo de las adaptaciones es claro. Por un lado, los cómics que llevan muchos años en publicación cuentan con legiones de fans que serán ingresos seguros para el cine; por otro lado, con una buena campaña de marketing se puede ampliar el target de espectadores potenciales a las familias y a una audiencia casi global.

Puede que hace 10 o 15 años ver películas de animación, super héroes o ciencia ficción fuese cosa de “frikis”, pero hoy en día se han convertido en las películas con más audiencia de Hollywood, hasta el punto de que Disney ha comprado Marvel y la franquicia de Star Wars para seguir editando libros, cómics y películas. Todo esto sin olvidar que el merchandising que acompaña a este tipo de películas multiplica varias veces los ingresos brutos en taquilla.

0 comentarios:

Publicar un comentario