Show Mobile Navigation

miércoles, 3 de septiembre de 2014

Descienden los ciudadanos “orgullosos de ser españoles”

Juan Pedro Diego - 12:50
El CIS realizó en 2013 una encuesta sobre la “españolidad” de los ciudadanos, su apetencia por las fuerzas que defienden la bandera, el nivel de orgullo patrio y la identidad española y autonómica. Los resultados se han dado a conocer un año después, viniendo a destacar una tendencia que ha cobrado protagonismo en los últimos años: el sentimiento nacional se diluye en favor de la identidad autonómica, que cobra protagonismo.

Según la encuesta solo un 16,3% de los españoles se plantearía entrar a formar parte del Ejército. Mientras un 55% rechaza esa idea de pleno. Para el 47% de la población solo la familia merece arriesgar la vida. Los porcentajes muestran un descenso, siguiendo una línea iniciada hace unos cursos. Esta actitud, especialmente la apetencia a la defensa nacional, sigue una tendencia en los datos que muestran el sentimiento de ser español. En 2007, justo antes de la crisis económica, el 48,8% de los preguntados decían sentirse muy orgullosos de ser español. Los varapalos económicos parecen haber propiciado una merma en este sentimiento. En 2003 un escueto 39,1% expresaba su orgullo español, a pesar de que La Roja aún era un referente en el fútbol mundial. Al mismo tiempo se detecta un pequeño repunte en las personas que dicen sentirse nada orgullosas de ser españolas.

Por comunidades autónomas son Melilla y Ceuta donde la españolidad tiene más fuerza. Melilla es la comunidad donde se manifiesta una mayor identidad española. Dándose de característica de que estas regiones tienen una fuerte presencia marroquí. La identidad española pierde fuelle en Navarra, donde no alcanza el 3% de la población. Por contra gana adeptos la doble identidad: española y autonómica, que tiene en Ceuta su mayor baladí, junto a Murcia y Extremadura (69,5%). La identidad autonómica tiene mayor fuerza en el País Vasco y Navarra, según la encuesta realizada a 2500 ciudadanos. Los encuestados también manifestaron su buena opinión sobre las Fuerzas Armadas, al tiempo que consideran más conveniente reducir el presupuesto militar en favor de otras partidas. Una valoración que desde el CIS achacan a la ausencia de amenazas reales al país. Según algunas voces discordantes, los datos habrían experimentado un repunte en favor del Ejército a tenor de la situación bélica que viven países limítrofes al Mediterráneo. Para los encuestados la mayor amenaza para España es Marruecos, seguido de Reino Unido.

0 comentarios:

Publicar un comentario